jueves

Referente obligado, la obra de la feminista Marcela...


A dos décadas de que se publicó por primera vez "Los Cautiverios de las Mujeres: madresposas, monjas, putas, locas y presas", esta obra sigue vigente pues no solo inició un proceso de deconstrucción y construcción de la conciencia de género, también fue un aporte para entender con claridad la realidad de las mujeres.

Las reflexiones en torno a este libro -considerado por muchas feministas, activistas, legisladoras y académicas, la obra base de los estudios sobre la mujer- reunieron a amigas, compañeras y compañeros de la autora, Marcela Lagarde y de los Ríos a unirse en una remembranza "amorosa y sororal" a su vida y obra.

En el homenaje, realizado esta mañana en Ciudad Universitaria, las y los asistentes coincidieron en que la tesis doctoral de la feminista, aunada a los múltiples diplomados, investigaciones, asesorías y los Talleres Casandra de Antropología Feminista, son un referente obligado para quienes trabajan en favor de los derechos de las mujeres.

Mercedes Castro Espinoza, María del Carmen Reynoso Delgado, Fernando Huerta Rojas y Leonardo Olivos Santoyo, entre otras y otros, destacaron que a través del trabajo de esta feminista fueron beneficiarios de sus consejos, asesorías y textos. Afirmaron que identificar esos cautiverios –legales, culturales, económicos y simbólicos- los hicieron crecer.

En este mismo sentido, destacaron que Lagarde –una de las más destacadas feministas contemporáneas de Iberoamérica- ya no sólo es parte de la historia de las mexicanas. Rebasó fronteras teóricas y territoriales porque ahora es parte de todas las mujeres. A través de la palabra escrita y oral de la también antropóloga, miles de mujeres y hombres descubrieron un mundo del que no sabía.

Por su parte Sylvia Marcos señaló que la obra de Lagarde es un cimiento para legislar con perspectiva de género y recordó la Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia, como un ejemplo de ello. Además, subrayó que como diputada en la LIX Legislatura coordinó una importante investigación sobre violencia feminicida, integrada en 12 libros y un inmenso acervo documental.

"EL LADRILLO DE MI VIDA"

Las claves para reconocernos, querernos, conocer y enfrentar nuestros miedos esta en la obra de la maestra, mentora y amiga apuntó Neus Alberto, una feminista española que también hizo énfasis en que "Los Cautiverios… fue el ladrillo de mi vida", el cual da le dio la posibilidad de tener ilusiones para vivir y cambiar el mundo, a uno con perspectiva de género.

Este ladrillo, con un kilo de peso, una gran densidad y volumen, es también de un interesante y valioso contenido, señaló Neus Alberto, al afirmar que el libro debería ser un material didáctico, de trabajo y de lectura obligado para todas y todos. Es un ladrillo con el que construimos relaciones y conocimiento, enfatizó.

El encuentro de este día cerró con la participación de Daniel Cazés Menache, antropólogo que ha acompañado a la doctora Lagarde en sus estudios sobre las mujeres. Cazés Menache habló de la importancia de una obra, que para él y muchos otros significó la síntesis del feminismo latinoamericano.

Asimismo, recordó que las seis ediciones, las miles de fotocopias, las diversas citas sin autora y las grandes ventas de lo que parecía ser un "best seller" es muestra de lo que Lagarde ha construido, no sólo en Los Cautiverios…, también en el resto de sus libros, ensayos y escritos, siempre con el compromiso de visibilizar la condición de las mujeres.

El Homenaje finalizará mañana con la conferencia magistral "Tejiendo entre dos continentes: diálogo sobre feminismo y poder", una charla entre Marcela Lagarde, Teresa del Valle y María Eugenia D 'Aubeterre y la entrega de reconocimientos a la autora de esta obra feminista.



Por Anayeli García Martínez
Fuente: Cimac Noticias